miércoles, 16 de agosto de 2017

Alabanza desmedida al ferrocarril (1882)


En 1882 se convocó en Vilanova i la Geltrú (Barcelona) un certamen literario "con motivo de los festejos con que solemnizó esta villa la inauguración de los ferrocarriles directos de Madrid y Zaragoza a Barcelona en la sección comprendida entre esta capital y Villanueva".
Las bases preveían premios para las secciones de biografía, poesía de tema libre, oda al ferrocarril y memoria. Concretamente, el apartado IV de las bases decía:
IV. El Centro Artesano de Villanueva ofrece un ejemplar lujosamente encuadernado de la magnífica obra titulada: Chiefs-d’OEuvre d’Art á l’Exposition de 1878, al autor de la mejor Memoria enumerando las ventajas que les vías férreas proporcionan á la sociedad, coadyuvando eficacísimamente al progreso de la civilización en todos sus ramos.
El galardón lo ganó Augusto de Bilbao con el trabajo Memoria sobre las ventajas de los ferrocarriles.

La obra es un texto farragoso, exhaustivo y lleno de cifras, de interés sin duda para los estudiosos de la historia del ferrocarril, que pone de manifiesto la certeza que se tenía por aquellos años en los círculos liberales de que el ferrocarril estaba ligado al progreso y que, sin duda alguna, traería toda clase de beneficios a la sociedad. En esta línea de pensamiento, Augusto de Bilbao no se quedaba corto:
II 
El carril de hierro es el Libertador de la esclavitud, de la servidumbre, del despotismo y de la ignorancia, el gran propagador de todas las libertades. 
El carril de hierro es el armonizador de las desigualdades sociales; el nivelador de los precios del trabajo y del capital, de la producción y del consumo; el asimilador de clases, estados y razas, promoviendo las uniones y confederaciones políticas y económicas; el gran pacificador universal; y por fin, sino el más, uno de los instrumentos más poderosos de la cultura y riqueza, de la civilización y progreso del siglo en todas las humanas manifestaciones.
El texto introduce también la que será una constante en nuestro país: el compararnos con otros países y establecer un vínculo entre protección del ferrocarril y salud democrática.

III
Casi puede decirse que el camino de la libertad y el de la locomotora se explanan y asientan paralelos, y al mismo tiempo si no son un solo y mismo camino.
El país más instruido políticamente ha de ser, aun á despecho de grandes dificultades físicas, el que construya más ferrocarriles: la pequeña y montañosa Suiza lo evidencia. El país que posea más ferrocarriles será el más instruido.
Bélgica, Inglaterra y los Estados Unidos, donde funciona el sistema representativo más antiguo y más religiosamente, constituyen la vanguardia del movimiento civilizador de locomotoras, vagones y carriles. 

domingo, 30 de julio de 2017

Maquetas con erotismo, en HO y N


La maqueta de un aficionado es una proyección tanto de sus preferencias ferroviarias como de su personalidad. El primer aspecto es el que nos permite disfrutar de dioramas fascinantes que nos trasportan a los lugares más diversos, desde una instalación minera leonesa a los trenes de montaña suizos, o desde una instalación portuaria a los accesos de cualquier ciudad del mundo. Es muy fácil recrearse en estas maravillas con sólo buscar en Youtube y similares las filmaciones que cuelgan los propios maquetitstas. El segundo aspecto, es decir, cómo la personalidad del constructor de la maqueta queda reflejada en ella, es más interesante si cabe. Las cualidades de cuidadoso, detallista, equilibrado, riguroso, historicista, etcétera y sus contrarias impregnan siempre las realizaciones de los aficionados. Al igual de lo que se dice de los jardines, una maqueta nos dice mucho del hombre o mujer que la cultiva.

Algunas maquetas contienen elementos eróticos. Suele tratarse de figuras humanas tomando el sol, practicando nudismo o en actitudes amatorias; que su acción sea más o menos fogosa y que estén en primer plano o escondidas en un lugar remoto, nos dice mucho de las preferencias i personalidad de quien las ha querido integrar en su diorama.


Existen varias empresas que venden figuras eróticas en escala HO y N. Preiser, Busch, Viessmann y Noch son quizás las más populares.

 

En una entrevista al periódico TheMirror, la encargada de una tienda de maquetismo británica decía, a propósito de estas figuras, que "las compran todo tipo de clientes, tanto para maquetas privadas como públicas. La gente puede pensar que los modelistas son gente aburrida, pero no lo son."


El hecho de que los fabricantes de estas figuras sean alemanes, lleva a la encargada a reconocer que, en este aspecto, los germanos son más abiertos que los británicos. Una curiosidad final: la figura más vendida en su tienda es una pareja de cerditos en plena faena. Debe ser por aquello de dar ambiente rural a la maqueta.
He aquí una muestra de estas figuritas formando composiciones, que deben imaginarse dispuestas en campos y prados junto al trazado de las vías... 




... o, como estas, en el interior de casas levemente iluminadas para que no sean facilmente vistas por el observador:

Y para acabar, he aquí un video de un convoy realizado por unos aficionados mexicanos en el que, en cada coche, hay una escena erótica. La filmación se realizó en 2009 en la maqueta modular del Club Amigos del Ferrocarril División Queretaro

video

lunes, 17 de julio de 2017

Cromos de tabaco con trenes


Hubo un tiempo en que las tabletas de chocolate contenían cromos, los había de las más diversas temáticas, aunque los deportes, especialmente el fútbol, y la historia natural eran los más comunes. Pero no sólo los fabricantes de chocolate los utilizaron para fidelizar a los clientes, en el mundo anglosajón algunos fabricantes de productos de tabaco también los utilizaron. Compañías tabaqueras como la canadiense Imperial Tabacco Company o las británicas Lambert & Butler, Taddy & Cº o Churchman también utilizaron este recurso. Editaron series de varios temas, incluido el ferroviario. La mayoría son de locomotoras o de convoyes, pero también los hay con explicaciones del funcionamiento de las máquinas, sobre los servicios postales o sobre señalización e infraestructuras. Estos cromos de los años 20 y 30 del siglo pasado son muy apreciados por los coleccionistas.


  



















sábado, 1 de julio de 2017

Perder el tabaco en el tren


Esta viñeta pertenece a un anuncio de tabaco publicado en la revista argentina Leoplan en el año 1935. Editada por Sopena, se autodefinía como "Magazine Popular Argentino" y combinaba literatura con actualidad. Pretendía ofrecer a los lectores un plan de lectura y de ahí su nombre. Sus portadas eran muy características:

Aquí va completa la historieta de publicidad de los cigarrillos Particulares, con tren incluido.


viernes, 16 de junio de 2017

Publicidad con inspiración ferroviaria III



Hemos visto cómo la imagen del ferrocarril se ha usado para hacer publicidad de los productos más diversos (quesos, relojes, bebidas alcohólicas, máquinas de escribir, fármacos…). El tabaco también forma parte de esta lista.


En 1935 la marca Pacific requirió los servicios de Cassandre para sus diseños


Algunas compañías han fabricado cajetillas de cigarrillos con trenes en la ilustración, pero el vínculo entre tabaco y ferrocarril va más allá. Cuando se hace un largo viaje en tren, fumar mientras se contempla el paisaje por la ventanilla, se lee o se conversa con algún otro pasajero es una acción clásica que los fabricantes de tabaco han utilizado. Algunos de ellos elaboraron productos de tabaco y campañas publicitarias destinadas a estimular su consumo en el interior de los coches.


El vínculo no sólo se ha establecido con el tabaco, también con el papel de liar, como puede verse en este diseño de Bellak de 1926.


En las cerillas, tampoco podía faltar:


Fumar en los coches tiene sus efectos secundarios, y así lo reflejaba esta ilustración humorística de The Brooklyn Daily Eagle de 1906.


Afortunadamente, hoy no se puede fumar en los trenes y el símbolo que lo indica es visto con agradecimiento por la gran mayoría de viajeros.


viernes, 2 de junio de 2017

Trenes en videojuegos de guerra


Es habitual que aparezcan trenes en los videojuegos ambientados en la Segunda Guerra Mundial, lo que se corresponde con la importancia estratégica que tuvieron en su desarrollo. De entre ellos cabe destacar la saga Sniper Elite de la compañía británica Rebellion Developments. Pertenece a la categoría de tiradores en primera persona y el protagonista es un agente de la OSS americana que en sus sucesivas campañas debe apoderarse de los avances científicos estratégicos de los alemanes. Para ello deberá enfrentarse tanto a los soldados alemanes como a los rusos que van tras los mismos secretos.

En muchos episodios aparece el ferrocarril: como medio de transporte de suministros, como plataforma de cañones, como convoyes especiales que transportan componentes de alta tecnología nuclear o como simple elemento del paisaje. Por el detalle en el dibujo y por su disposición en el conjunto, pude aventurarse que el director de arte del videojuego era un amante del ferrocarril. No podemos saberlo con certeza, pero podemos recrearnos con sus realizaciones.